¿Qué comen los peces de mar?

Los peces marinos tienen una alimentación muy variada: los hay vegetarianos, carnívoros, carroñeros, filtradores y omnívoros. Estamos hablando nada más y nada menos que de 230.000 especies distintas, por lo que determinar de forma genérica la alimentación de los peces de mar es imposible.

No obstante, se puede ofrecer un acercamiento a la alimentación de los peces marinos dividiéndolos por grupos y por su tratamiento en acuarios ornamentales.

Alimentación

En la cima de la cadena alimenticia marina están los grandes depredadores, que comen peces más pequeños. En esta categoría están los atunes, tiburones, barracudas, peces espada y otros grandes cazadores.

Otros peces de menor talla también comen peces más pequeños. En general, los peces carnívoros medianos devoran a cualquier pez que les quepa en la boca, y los más pequeños comen crustáceos y larvas.

Existe otro grupo herbívoro que se dedica al “pastoreo” en los bosques de algas. Otros tragan arena y mastican coral para aprovechar su materia orgánica.

Los filtradores merecen mención aparte, como el tiburón ballena, la raya o el pez luna, que pasan toneladas de agua por su cuerpo para filtrar el krill y el plancton suspendido en ella.

Si hablamos de peces de acuario, hay tres tipos básicos de alimentos: los alimentos secos, los frescos o congelados y los vivos.

En el caso de alimentarlos con seres vivos, hay que tener en cuenta a qué tipo de pez se alimenta. Lo más común es darles lombrices, gusanos, larvas de crustáceos y de insectos y otros peces más pequeños.

Los alimentos secos y congelado, se obtienen fácilmente en las tiendas de mascotas y deben rotarse para mantener el interés de los peces.

Características

La diferencia entre los peces de agua salada y los de agua dulce es básicamente la química para manejar la sal en su organismo.

Comportamiento

Hay peces marinos muy rápidos y agresivos, y otros tímidos o de respuesta lenta. También encontramos peces que establecen su hábitat en aguas superficiales, a poca profundidad y otros que prefieren la oscuridad del fondo marino.

Hábitat

Generalmente, todos los mares y océanos del mundo, aunque lo cierto, como comentamos anteriormente, es que cada especie se adapta a zonas diferentes según sus necesidades.

En cautiverio, el cuidado del acuario es vital para la supervivencia. Hay que mantenerlo limpio y sin restos alimenticios que contaminen el agua.

Te puede interesar...

Publicar comentario